lunes, noviembre 28, 2011

No hay nada peor que te salga un hijo rebelde


Me lo pasó Óscar muy amablemente.

7 comentarios:

Tartamundos Trotamudo dijo...

Seguro que era lechuga transgenica.
HIJOS DESNATURALIZADOS!!!

Palomares dijo...

Qué bien verte de nuevo por aquí, Tartamundos!

Dauer dijo...

Pues yo ando detrás de alguien que trabaja en la carnicería de sus padres. Todavía no sabe que no como cadáveres de animales (me encanta la carne, pero no para comerla). ¿Algún consejo para enfrentar la situación y no espantar la pieza?

Otra aportación callejera sutil:

http://picplz.com/user/kalimero/pic/rg8v3/

Palomares dijo...

Qué grande tu aportación, Dauer, muchas gracias.

Para ligar con quien quieres, yo creo que deberías poner toda la carne en el asador (ejem), es decir, mentir, mentir, mentir, hasta que la mentira sea tan grande que sea irrechazable. Es la mejor manera de llevarse a alguien al huerto, sobre todo si se apellida Lechuga (otro ejem).

Dauer dijo...

Palomares, camarada, tenemos el mismo pensamiento, ancestral ya, de "Prometer hasta meter y después de metido, nada de lo prometido".

Mi intención en parte es un homenaje a su anterior pareja, a la que crucificaron los padres por no hacer las cosas de la carnicería como ellos querían. Espero no llegar tan lejos. Ya se sabe, una retirada a tiempo es una victoria.

Señorita Puri dijo...

esto era como esos chistes del coleigo: el colmo de un carnicero? que le salga un hijo chuleta jajaja pues toma jeroma jajaj unaque lechuga SA me parece un nombre fabuloso. esto mel o guardo pla blog (que por cierto está otra vez a tope). bss

Anónimo dijo...

En 2º de BUP (que no E.S.O.) teníamos un compañero de apellido Lechuga y siempre venía a clase de Gimnasia (que no E.F.) vestía un chandal verde.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...