martes, abril 21, 2009

Los hombres que no amaban a las mujeres, de Stieg Larsson

La gente es rara, la gente es incomprensible. Cuando una masa de gente hace cosas raras deja de ser raro para convertirse en una bola de nieve brutal, y de pronto toda la gente hace eso incomprensible con total naturalidad. Por ejemplo, compra Los hombres que no amaban a las mujeres, de Stieg Larsson, lo leen, les gusta, lo recomiendan.

A mí me parece incomprensible. Vi el libro, me gustó el título, me gustó la portada. Esta:


Vi que tenía segunda parte llamada La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina. Me gustó la portada también (las dos son obra de Gino Rubert). La historia tenía buena pinta: un periodista económico especializado en destapar tramas de corrupción es condenado por difamación, y recibe el encargo de investigar la muerte de una joven hace cuarenta años. Éxito en toda Europa. 7 millones de ejemplares vendidos. Me apetecía leerlo.

Cayó en Reyes, me puse a leerlo. Y para mi sorpresa descubrí que lo único que me gustaba de la novela ya lo había visto: la portada y el título. El resto no hace sino impacientarme: el estilo básico a lo Ken Follet, el manoseo de cada situación hasta que todo queda bien masticado y se puede tragar, la lentísima trama que se va desenrollando con una parsimonia injustificada (porque es sólo dejar pasar tiempo y páginas, no porque se aprovechen para crear ambientes, situaciones, la arquitectura de la historia), los personajes esquemáticamente dibujados (sólo la chica me despierta algún interés), lo elemental del misterio que se trata.

No sé qué tiene este libro para que a todo el mundo le encante. Incluso gente de cuyo criterio me fío casi a ciegas, como Hans (soy incapaz de encontrar el enlace concreto, pero vamos, fiaos de mí, o que lo diga él mismo si se pasa por aquí) o Lorenzo Silva. Pero yo lo leo y me parece un peñazo insoportable (dicho en términos técnicos).

Me encantaría saber cuál es el truco, porque no creo que sea fruto de una campaña de marketing. Hay algo inaprensible que no comprendo que logra que este hombre tenga un éxito descomunal, después de muerto, como el Cid. Tal vez precisamente eso, que está muerto y como personaje funciona: el escritor que muere tras acabar su obra y no puede disfrutar del triunfo. Pero algo más hay, sin duda. Porque, al igual que El Código Da Vinci en su momento (otro libro que odio, aunque con el de Dan Brown ni siquiera pude pasar de la página 100) ya sabes al entrar en un vagón de metro que alguien está leyendo el de Larsson.

Y es como estar oyendo continuamente un chiste con el que todo el mundo se parte y que tú no comprendes.

5 comentarios:

Luisru dijo...

A mí también me gusta mucho el título. No tanto la portada. Pero que lo lea todo el mundo me da yuyu, la verdad. Ya sé que algunos best-sellers son muy muy buenos, pero últimamente no me fío de los gustos del público mayoritario. Será por Crepúsculo. Así que, después de este post, creo que ni lo voy a intentar.

Leonor dijo...

El truco es que el autor está muerto... pero no te lo recomiendo. Duele. Dicen.

al dijo...

La obra póstuma de Vázquez Montalbán se titula 'Milenio Carvalho'. La trilogía póstuma de Stieg Larsson se titula 'Millenium'. Si alguna vez me da por escribir novela policiaca, ya sé cómo no la voy a titular.

Anónimo dijo...

oh!! gracias. este post me ha hecho sentir más cerca del mundo!! por fin, por fin he encontrado a alguien q no recomiende el librito de marras, por fin alguien a quien no le ha gustado!! por fin...
Otra cosa, no es peloteo pero el nuevo libro de Sabrina una pasada, como el anterior. Lo compré anoche y llevo la mitad!

Anónimo dijo...

acaba de desaparecer el nudo en mi interior. Veo que no soy el unico bicho raro al que ha desagradado y decepcionado profundamente el libro de las narices. Despues de un mes intentando digerir un tercio del libro , hoy he abandonado. Lo dejo, no puedo soportar más palabrería insulsa y descriptiva hasta la saciedad sin llegar a nada. Si en 200 paginas no me he enganchado, no merece la pena seguir desperdiciendo mi tiempo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...