miércoles, septiembre 23, 2009

Yo quiero ese trabajo, sea cual sea

Me envían un anuncio para aprender una nueva profesión, y lo ilustran con esta bella imagen:


¡Ese trabajo tiene pinta de ser apasionante! Fijaos en el tío, derrumbado sobre el escritorio. Él podía estar en la playa, pero prefiere estar ahí, rodeado de papeles y con dolor de tripa. Y ved a la mujer. Podría parecer que tiene cara de mala hostia y que odia su puesto, pero no, en realidad está concentrada.

Es lo que tienen los tiempos de crisis. Ya que con sonrisas y gente feliz no conseguimos vender, vamos a intentarlo de otra manera. Con amargados. Por probar no se pierde nada.

P.D. Sí, yo también me he fijado en que la chica tiene los pechos más grandes que la cabeza.

2 comentarios:

Ricardito ëmore dijo...

Se ve que los dos comparten la mesa. Ella esta currando como Budha manda, mientras que el esta pensando en "Vaya par de aldabas!!" y para que no se note, mira hacia abajo.
Estos publiciteros, siempre tan machistas. Pero supongo que os viene desde los tiempos de la pre-historia, segun queda reflejado en el episodio ese de "Padre de Familia" cuando pre-Peter quiere vender la rueda.

johnyfk dijo...

Pero no se pueden quejar de que no tienen curro. Fijaos en la inmensa montaña de papeles que tienen acumulada.

El muchacho es más listo porque pone posición de estresado para que el jefe vea lo preocupado que está por su trabajo, y mientras está bajando el ritmo de trabajo para que le dure más el contrato. La mujer al ritmo que parece que lleva tiene los días contados.

No cuenta el que más hace, sino el que más aparenta.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...