miércoles, julio 11, 2007

Examen sorpresa

Vale, hay que reconocer que este es un artículo para salir del paso, un artículo de relleno, pero aprécienlo en su justa medida porque muchas veces el relleno es mejor que aquello que lo envuelve, por ejemplo un pollo relleno de foie y piñones.

Esta es una de mis escenas favoritas de una de las grandes películas españolas de todos los tiempos, una isla de humor absurdo, Amanece que no es poco:



Habría sido perfecto con la pregunta: Las ingles y los micrófonos, pero sería pedir demasiado.

Como bola extra, un ejemplo de pedagogia sacado de la misma película: la letra no entra con sangre, entra con una alegre canción:

13 comentarios:

Rebeca Rus dijo...

Ay, por qué no se hacen más películas como ésta?

Rebeca Rus dijo...

Por cierto, yo tengo una ingle. ¿O eran dos?

Cayetana Altovoltaje dijo...

Ahí tamos, una de las mejores películas de tós los tiempos.
¡¡No hay ingle que me domine!! Jo jojo...

Luisru dijo...

Pues no la he visto aún, pero ahora mismo me la bajo del... estooo, me la compro.
PD: este chiste ya lo había hecho ¿no?

Pierre Nodoyuna dijo...

Qué grande, palomares, la mejor película de la historia del cine

"Parece que a usted lo que le gusta es llamar la atención. Primero se casa con la viuda Paddington, con la cantidad de mozas casaderas que hay en el pueblo. Después se compra un sombrero horroroso, que no nos gustaba a nadie. Pregunte, pregunte. Y ahora me informan de que ha plagiado Luz de Agosto de William Faulkner. ¿No podía haber plagiado a otro? ¿No sabe que es verdadera devoción lo que hay en este pueblo con William Faulkner?

Tartamundos Trotamudo dijo...

Totalmente de acuerdo, yo la tengo a esta película en un altar. Una de las mejores de todos los tiempos.

Dos de las mis escenas favoritas, ambas de diálogos entre Luis Ciges y Resines. La primera, llegando al pueblo en moto:
- Papá, ¿por qué mataste a mamá?
- Pero, hijo, ¿es que no te gusta la moto que te he comprado?

Y la otra, Resines con gafas negras porque hay luna y le da la risa tonta:
- Pero, hijo, ¿tú estás gilipollas o tienes alergia?

(Esta última frase la empleo siempre que puedo)

Por cierto, el equivalente a "Y los micrófonos" en la escena original es "Y el clavel", versión folklórica donde las haya.

José Antonio Palomares dijo...

No nos olvidemos de esa frase que nos ha dado grandes satisfacciones:

¡Alcalde, todos somos contingentes! ¡Pero tú eres necesario!

César desde el Canal. dijo...

:-D

(gracias por recordar el comentario de hace unas semanas. Me acabas de alegrar el día. Lo prometo).

Anónimo dijo...

"Venga, a hacer playbacks"

"¡¡Yo no aguanto este sindios!!"

"Yo soy un hombre muy primario. Estoy sujeto terriblemente a las pasiones. No pienso casi..."

"¡De orden del señor cura... se hace saber... que Dios es uno y trino!"

"Oye... ¿y los sudamericanos estos, que unos días van en bici y otros huelen bien?"

"Pues yo creo... que me voy a sacar la chorra."

"-¡Queremos que la muchacha sea comunal! -¡Eso, y turgente! -¡Que turgente ya es, imbécil!"

"La guardia civil ha perdido las elecciones, pero las ha ganado la secreta"

ps dijo...

¿me respetarás hijo? Que un hombre en la cama es un hombre en la cama.

Cayetana Altovoltaje dijo...

No puedo de la risa, devendá, gente. Y eso que ya me enchufé los vidrios ayer... hoy caen otra vez, cohone.

magda gonzález dijo...

Palomares, has acertado. Por aquí somos muchos los fans de "Amanece". Es imposible no engancharse cada vez que la reponen en la tele. Siempre acabas pillando algo nuevo.
Lo de Faulkner es genial, insuperable.
Os dejo, voy a ver al hombre que está saliendo en el huerto...

Juanma dijo...

Lo que me he podido llegar a reír con esa película, madre mía.

A los gags ya citados (lo mejor, Saza enfatizando el "Fúlkner"), me encanta el del labriego aprendiz de intelectual, que quiere serlo para poder decir "glande", "víscera" o "paradigmático", y como su mentor empieza a instruirlo en el materialismo dialéctico.

Enorme película, sí. :-)))))

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...